Problemas sexuales más frecuentes en la menopausia

Cuando llega la menopausia, pueden aparecer una gran variedad de problemas sexuales.

El sexo puede llegar a ser menos agradable para algunas mujeres después de la menopausia. La declinación natural de los niveles de estrógeno puede hacer que el sexo se vuelva incómodo haciendo parecer varios problemas sexuales.

Algunas mujeres también presentan poco interés en tener sexo por la disminución de los deseos sexuales.

Problemas sexuales - ¿Más frecuente menopausia?

Problemas sexuales por el envejecimiento

Los cambios corporales que ocurren con el envejecimiento como son: la piel seca, pelo canoso los problemas de salud pueden erosionar la autoestima, el dolor durante el sexo después de la menopausia es un problema común.

Un estudio sugiere que el 84% de las mujeres menopáusicas encuentran las relaciones sexuales dolorosas. En la encuesta, casi el 70% afirmó que sus relaciones habían sufrido como consecuencia de ello.

Experto en la salud de las mujeres como la doctora Sarah Jarvis, dice que las mujeres deben superar su timidez y buscar ayuda. “Siempre parece triste para mí que muchas mujeres sufren en silencio con los síntomas comunes de la menopausia tales como resequedad vaginal, porque se avergüenzan de hablar con su médico.

“Vemos estos problemas y tratamos de entenderlos por completo y la magnitud del impacto que tienen sobre la calidad de vida de estas mujeres. Hay tantas opciones de tratamiento eficaces que estamos más que encantados de ofrecercelos.”

Los lubricantes ayudan a la resequedad vaginal.

Según el Dr. Jarvis, vale la pena intentar opciones de auto-ayuda en primera instancia. Hay una variedad de maneras de aliviar la resequedad vaginal y por lo tanto hacer que el sexo sea más fácil y más agradable.

Evitar el lavado íntimo con jabón, aceites de baño y geles de ducha – que pueden agravar la resequedad. En su lugar, utilice agua tibia solo o con un limpiador sin jabón.

Trate de usar un lubricante como KY Jelly, Astroglide, SYLK, Senselle o Replens. Estos están disponibles en las farmacias sin necesidad de una receta.

Tratamientos médicos para el sexo doloroso.

Si estas medidas no ayudan, el médico puede prescribir un tratamiento hormonal.

Terapia de reemplazo hormonal alivia la sequedad, pero si usted no puede o no quiere tomar HRT, puede utilizar el estrógeno aplicado “a nivel local”, esto es sólo para la vagina, para aumentar el flujo de la lubricación natural.

Hay diferentes opciones que incluyen una crema de estrógeno (aplicado utilizando un aplicador), pesarios, óvulos y tabletas pequeñas o un anillo vaginal de estrógeno de liberación de la que permanece en el lugar durante tres meses.

Consejos para los problemas de deseo sexual.

Algunas mujeres encuentran que pierden su deseo sexual después de la menopausia. Es normal que el deseo sexual disminuya con el paso de los años, pero puede ser agravada por la depresión, síntomas de la menopausia, problemas con la relación y el estrés.

Estos problemas son a menudo temporales y deben ser capaz de hablar las cosas con su pareja, un esposo comprensivo puede ser todo lo que se necesita. Pero si persisten los síntomas de la menopausia o de la depresión, entonces puede ser mejor ver a un médico para recibir tratamiento.

El tratamiento de los síntomas de la menopausia puede aumentar su deseo sexual indirectamente mediante la mejora de su bienestar y de la aumenta de los niveles de energía, la restauración de los niveles  hormonales también puede mejorar la sensibilidad.

Por | 2016-10-30T14:26:02+00:00 11-09-2016|Climaterio y Menopausia|Sin comentarios

Deje su comentario

5 − 2 =

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

Pin It on Pinterest