El uso de tamoxifeno está asociado con una reducción significativa del riesgo de padecer un segundo cáncer en las portadoras de “los genes del cáncer de mama” BRCA1 o BRCA2, según revela un nuevo estudio.

Las mujeres con mutaciones de esos genes son mucho más propensas a desarrollar cáncer de mama y ovario que otras mujeres. Algunas, como Angelina Jolie, optarán por extirparse las mamas de manera preventiva, lo que reduce un 95 por ciento o más el riesgo de desarrollar cáncer de mama. Otras elegirán extirparse los ovarios, lo que reduce el riesgo a la mitad. Los resultados sugieren que el uso de tamoxifeno sería otra opción preventiva del cáncer mamario en las mujeres que ya hayan tenido o no la enfermedad, según aseguran los autores.

“A la luz de nuestros hallazgos, las portadoras de una mutación del BRCA1 o BRCA2 deberían revisar las opciones para controlar el riesgo de desarrollar cáncer con sus médicos de cabecera”, dijo la doctora Kelly-Anne Phillips, del Centro de Oncología Peter MacCallum, Victoria, Australia.

A las mujeres con cáncer mamario portadoras de mutaciones genéticas no se les suele ofrecer el tratamiento con tamoxifeno. “En estudios previos sobre el uso de tamoxifeno para la prevención del cáncer de mama hallamos muy pocas participantes con mutaciones de los genes BRCA1 y BRCA2, por lo que existe información insuficiente sobre si el fármaco ayudaría a ese grupo de mujeres”, dijo Phillips por e-mail.

Con su equipo analizó los resultados de tres estudios sobre un total de 1.583 portadoras de mutaciones de BRCA1 y 881 portadoras de mutaciones de BRCA2 que habían desarrollado un tumor en una mama. El 24 por ciento del primer grupo y el 52 por ciento del segundo grupo comenzaron a tomar tamoxifeno después del diagnóstico.

Durante ocho años, 520 mujeres (24 por ciento con mutaciones de BRCA1 y 17 por ciento con mutaciones de BRCA2) desarrollaron un tumor en la otra mama.

Las mujeres del primer grupo eran un 62 por ciento menos propensas a desarrollar un segundo cáncer si habían tomado tamoxifeno, mientras que en las usuarias del fármaco del segundo grupo el riesgo caía un 67 por ciento. El uso de tamoxifeno estuvo relacionado con una menor aparición de segundos cánceres, independientemente de si los tumores originales dependían del estrógeno para crecer, según publica el equipo en Journal of Clinical Oncology.

“Nuestro estudio sugiere que el tamoxifeno debería considerarse para el tratamiento de todas las portadoras de mutaciones de los genes BRCA1 y BRCA2 que tuvieron cáncer mamario (…) y no optaron por la cirugía para extirpar todo el tejido mamario”, señaló Phillips.

Agregó que las portadoras de las mutaciones de esos genes que aún no desarrollaron cáncer de mama también deberían considerar ese tratamiento farmacológico. “En este caso, el tamoxifeno debería utilizarse mientras las mujeres son jóvenes y premenopáusicas porque son el grupo de riesgo del cáncer mamario a corta edad”, agregó.

La Sociedad Estadounidense de Oncología Clínica recomienda conversar con las mujeres mayores de 35 y alto riesgo de desarrollar cáncer mamario sobre el uso de un tratamiento con tamoxifeno durante cinco años.

FUENTE: Journal of Clinical Oncology

Por | 2015-02-24T19:18:28+00:00 15-07-2014|Cáncer de mama|Comentarios desactivados en Paciente con el gen BRCA que toman tamoxifeno reduce el riesgo de desarrollar un segundo cáncer.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

Pin It on Pinterest